Uber es legal en Mendoza, pero no en la capital

Uber Buenos Aires

La tendencia de Uber ha traspasado fronteras y hoy en día ya un motón de países de Latinoamérica lo usa diariamente. No en todos los países es completamente legal y en muchos lugares ponen restricciones y multas a quienes se dedican a esta labor.

Por ejemplo, en Argentina Uber no es completamente legal y ha generado muchas polémicas en los últimos meses por la competitividad laboral que se crea entre los conductores y los taxistas regulares de las ciudades.

Incluso, en Buenos Aires, los conductores de Uber suelen pedirle a sus pasajeros que se monten en el asiento delantero para no parecer un servicio de transporte y evitar los ataques de parte de los haters y cazadores de Uber, así como multas de las propias autoridades.

¿Qué pasó con Uber en Mendoza?

Sin embargo, desde hace un par de días Uber se legalizó en Mendoza siendo la única provincia de Argentina que permite el uso y trabajo de este servicio de manera legal, pero ¿por qué no se legalizó en otras zonas del país.?

Primero, es importante comprender que el servicio de pasajeros no es completamente ilegal en el país, simplemente sucede que el gobierno no reglamentó su funcionamiento, lo que lo vuelve un servicio no regulado.

Este problema sólo puede solucionarse por medio de una legislación, de manera que se pueda regularizar Uber a nivel nacional.

La aceptación de esta aplicación en Mendoza está un tanto relacionado con la deficiencia de sus gremios de taxistas en comparación con otras grandes ciudades del país, lo que ha llevado a optar por esta alternativa.

Aun así, la Asociación de Propietarios de Taxis de Mendoza (Aprotam) luchó hasta último minuto para que no se gestionara esta medida llegando incluso a recurrir a la Corte Suprema de Justicia de la Nación para pedir “justicia”.

La ley de Movilidad de Mendoza reconoce a las aplicaciones electrónicas como una nueva categoría, algo que no se ha podido implementar de la misma manera en Buenos Aires donde ya han existido tres proyectos de regulación presentados en la legislatura pero sin mucho interés por parte del gobierno.

¿Qué especifica la ley?

Esta ley se convierte así en la primera regulación en el país que acepta el transporte entre privados a través de plataformas digitales y lo cuenta como una nueva categoría de este servicio, más moderna que las que ya conocemos.

En este paquete se consideran a Uber y Cabify, ambas plataformas digitales que ofrecen servicio de pasajeros y que hoy día asumen una importante responsabilidad con sus trabajadores y comienzan a tributar impuestos locales.

La situación se ha hecho tan formal, que incluso ya cuentan con una oficina comercial en Mendoza, lo que promete un uso favorable de este servicio y permitirá otros taxistas del sector hacer uso de la aplicación con todas las de la ley.

Sin embargo, no todo es tan perfecto y esta medida implica la aplicación de nuevas normas como las de un tope de vehículos en la plataforma directamente proporcional con la cantidad de taxis ya existentes en Mendoza con la intención de no saturar el mercado.